Falcon Heavy

SpaceX lanzo su tan esperado cohete Falcon Heavy el martes a las tres y trienta, hora del Este, una hazaña que la compañía espacial de Hawthorne espera que conduzca a mayores misiones de seguridad nacional y comerciales.

El lanzamiento está programado para  la misma plataforma de lanzamiento donde despegó el cohete Saturno V para llevar a los astronautas a la luna.

Después del despegue, SpaceX intentará aterrizar los tres impulsores de Falcon Heavy: dos en tierra y uno en una plataforma flotante en el mar. El presidente ejecutivo de SpaceX, Elon Musk, describió el intento como “ballet aéreo sincronizado”.

La carga útil de prueba para esta misión de demostración es el Tesla Roadster de Musk, que se lanzará hacia Marte. Pero será un camino difícil para llegar allí: en una conferencia telefónica con reporteros el lunes por la tarde, Musk dijo que el automóvil hará una “gran gira” a través del cinturón de Van Allen, un área de alta radiación que rodea la Tierra, como parte de una travesía de seis horas en el espacio profundo que pretende demostrar a la Fuerza Aérea de los EE. UU. que Falcon Heavy puede cumplir con los requisitos específicos de inserción de satélites en órbita.

Si sobrevive a ese entorno, continuará en una órbita elíptica que a veces se acercará a Marte, con una posibilidad “extremadamente pequeña” de que realmente llegue al Planeta Rojo.

Falcon Heavy será el cohete más potente de los EE. UU. desde el Saturno V.

Anunciado por primera vez al público en 2011, se espera que Falcon Heavy genere 5.1 millones de libras de fuerza en el despegue y sea capaz de transportar más de 140,000 libras a la órbita baja de la Tierra. Se espera que el poderoso Falcon Heavy con su gran capacidad de carga ayude a SpaceX a ganar contratos que requieren más capacidad que su caballo de batalla el cohete Falcon 9.

Musk primero prometió que un vuelo de demostración del cohete masivo ocurriría en 2012, pero la compañía, cuyo nombre completo es Space Exploration Technologies Corp., descubrió que el desarrollo del gigante de 27 motores era más difícil de lo que inicialmente se esperaba. Después de una exitosa prueba estática hace casi dos semanas, la expectativa para el primer vuelo ha estado creciendo. Hacia el mediodía hora del Pacífico del lunes, el área de visitantes del Centro Espacial Kennedy twitteó que no había más boletos disponibles para ver el lanzamiento desde los puntos de observación designados.

Aqui el momento del aterrizaje de los motores impulsores en Tierra.

Musk ha tratado de atenuar las expectativas, llegando incluso a decir que había una “buena posibilidad” de que el cohete no lograra orbitar en el primer vuelo y que esperaba que el cohete se elevara lo suficientemente lejos de la plataforma para que no cause daños en caso de que no lograra completar  su misión”. Pero eso es el pasado, el lanzamineto ha sido espectacular, sobre todos para mi generacion que no vio el Saturno, ni los viajes a la Luna.

“Para ser honesto incluso consideraría eso una victoria, “, dijo a una audiencia en una conferencia espacial en Washington este verano. El lunes, dijo a los periodistas que no se sentía estresado por el lanzamiento.

Hora de tomar vino, o ron…

La carga util sera el Falcon Heavy fabricado por la compañía privada aeroespacial SpaceX. Su propietario, el multimillonario sudafricano Elon Musk, aprovechará esta misión de prueba para dar una nueva lección sobre cómo generar expectación y de paso, hacer publicidad de Tesla, otra de sus empresas. Y es que el coche eléctrico que irá dentro es el primer modelo que puso a la venta, un deportivo rojo del modelo Roadster que, si todo sale según lo previsto, quedará vagando por el espacio de forma indefinida en una órbita solar. Según ha señalado Musk en su cuenta de Twitter, el coche tardaría unos seis meses en aproximarse a Marte.

Como parte del espectáculo mediático, durante el lanzamiento sonará en la radioSpace Oddity, la mítica canción de David Bowie, y para intentar retransmitir lo que allí suceda habrá varias cámaras en el coche, un modelo que salió a la venta por 110.000 euros.

“En realidad, me siento bastante emocionado y feliz”, dijo Musk. “Hemos hecho todo lo posible para maximizar las posibilidades de éxito para esta misión”.

Esta entrada fue publicada en Sin categoría. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Falcon Heavy

  1. dcruz dijo:

    OT: Huxley nos hablas sobre eso de Proveedor público de Acceso a Internet?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *